viernes, 24 de abril de 2015

Arctia villica Polilla tigre.

Especie es de hábitos nocturnos, aunque no es raro verla a plena luz del día, especialmente los días cálidos de primavera.
Vive en prados, y herbazales de márgenes y claros de bosques. Es una especie termófila por lo que prefiere lugares soleados.
Vuela desde finales de Mayo a Julio y sólo posee una generación anual. Las puestas tienen lugar a finales de Junio y las orugas comienzan a comer a principios de Julio. Si el calor es excesivo entran en diapausa, retornando su alimentación en Septiembre. Antes de formar la crisálida, la oruga muda la piel de 5 a 8 veces, según va aumentando su tamaño. Normalmente su actividad es nocturna permaneciendo durante el día bajo las piedras o entre la vegetación a nivel del suelo. Al llegar el invierno, las orugas entran en una segunda diapausa, debido al frío. Soportan bien las heladas si no son muy continuas y de mucha intensidad. A partir de Febrero comienzan de nuevo su actividad alimentándose hasta que forman la crisálida. Esta es de color ambarino oscuro y se puede encontrar en el interior de un capullo de seda entre la hojarasca del suelo.
Las orugas son de color negruzco y con numerosos pelos cubriendo todo el cuerpo. Aunque son nocturnas, los días cálidos es posible verlas comiendo a plena luz. Las polillas de esta especie, poseen un órgano especial en el tórax a modo de timbal, formado por varias membranas vibrátiles. De esta forma emiten ultrasonidos que pueden facilitar la localización de especímenes de distintos sexos.